En Sin categorizar

El consumo se desplaza de forma imparable desde el espacio real hacia el digital, y gana velocidad en la medida en que la penetración móvil crece y los smartphones se imponen como primer dispositivo de conexión: a escala global, por primera vez las líneas móviles superan al total de la población mundial, con 103,5 líneas por cada cien habitantes y, en España, el 91% de los compradores online posee al menos tres dispositivos y utiliza el móvil en algún momento de su proceso de compra.

A esto se suma que los miembros de las generaciones Y (Millennials) y Z, que se incorporan con paso firme a la sociedad de consumo, se conectan a su móvil cada diez minutos a lo largo del día. Para las empresas, todo esto, implica el enorme desafío de adecuar sus estrategias digitales a un consumidor cada vez más exigente en su demanda de una experiencia personalizada y sin fisuras a través de los diversos canales y plataformas.

Más aún si tomamos en cuenta que en 2017 el 53% de los internautas en el mundo, es decir, 1.770 millones de personas, compraron productos o servicios a través de Internet y en países como España, por ejemplo, el 73% de los consumidores entre 16 y 65 años (16,6 millones) declaró haber hecho compras online en ese mismo período.

En este contexto, la personalización de la experiencia de usuario a lo largo de todo el ciclo de compra cobra cada vez mayor relevancia. Tanto, que según un estudio de PWC, el 94% de los ejecutivos de alto nivel en el mundo piensa que ofrecer una experiencia personalizada es fundamental para captar, convertir y retener al cliente.

Los usuarios, por su parte,  son cada vez más conscientes de su poder y están dispuestos a ceder a las marcas información sobre sus hábitos de consumo a cambio de una oferta de contenidos, productos y servicios adaptada a sus necesidades y deseos; el aquí y ahora, según  revela un estudio realizado por Amadreus en el sector Turismo, que lidera las compras online en España.

Esto es especialmente significativo ahora, ya que según las previsiones del informe Sociedad Digital 2017 de Fundación Telefónica, la llegada masiva del 5G transformará radicalmente el acceso móvil y la arquitectura de las redes. Cuando se haga realidad en su pleno potencial, estaremos hablando de una capacidad para transportar datos móviles 1.000 veces superior a las de las generaciones precedentes, de velocidades de acceso entre 10 y 100 veces superiores, de una reducción radical de la latencia y de la posibilidad de gestionar grandes densidades de dispositivos conectados.

Todo ello hará posible la explosión del IoT, que ya hoy está creciendo a un ritmo del 30% interanual de los dispositivos conectados, superando los 8.500 millones en el mundo”. Así, el uso del big data y la inteligencia artificial son sólo algunas de las herramientas que adquieren mayor relevancia en la carrera por personalizarlo todo –contenidos, ofertas, productos, servicios– hasta las últimas consecuencias.

En la época de la economía colaborativa y de la experiencia como prioridad, las marcas deben comprender que únicamente un buen contenido per se ya no es suficiente para interesar, comprometer y fidelizar al usuario, cuyos valores, necesidades y expectativas hacia las marcas han cambiado. El contenido sigue siendo el rey, pero el cliente ha evolucionado hasta convertirse casi en un disfrusuario, en palabras de Juan Carlos Alcaide, por lo que las interacciones personalizadas a través de ese contenido son ya claves en una estrategia alineada no sólo con las necesidades del consumidor, sino también con sus intereses e inquietudes.

Todo esto obliga a las empresas a ofrecer una experiencia de usuario y de cliente (UX y CX) omnicanal, multiplataforma y sin fisuras, para lo que es necesario una combinación de herramientas que les faciliten cumplir con estas expectativas. Los CMS (Content Management System), por ejemplo, poseen un gran potencial como eje principal de estrategias de personalización de contenidos omnicanal, multisitio y multidioma, así como para la customización de diversos elementos y la agilización de implementaciones IoT, y combinados con datos de otros sistemas, como el CRM, por ejemplo, son una poderosa herramienta de personalización eficaz y en contexto.

 

 

 

AUTORA

 

 

• Nombre: Angélica Sanz Ull
• Cargo: Marketing & Communications Manager
• Empresa: Magnolia

 

 

 

 

 

 

 

Recent Posts

Escribe un comentario

Start typing and press Enter to search